Los test se evaluación física

Share Button

Todos los deportistas necesitan saber en que condiciones físicas se encuentran para realizar cualquier deporte. Medir y valorar todas las cualidades corporales de que disponen individualmente es fundamental.

Atendiendo a ese aspecto, hay que estudiar y analizar principalmente el estado cardiovascular y respiratorio del atleta. Ambos condicionan el gasto de energía que necesita el deportista para llegar a su objetivo final. Por tanto, es muy importante evaluar hasta dónde se puede llegar y hasta dónde no.

Pensemos que no todos los atletas tienen la misma capacidad de resistencia, fuerza y velocidad. En base a ello, los test de evaluación física son importantísimos. Es necesario establecer un entrenamiento personalizado para cada persona en concreto.

Cualquier test, en su mayor o menor medida, nos indica las aptitudes y facultades físicas del deportista.

Básicamente los test de evaluación física los podemos dividir en los tres aspectos mencionados anteriormente: resistencia, fuerza y velocidad.

El concepto de resistencia vendría asociado a dos aspectos. Por un lado el poder soportar esfuerzos cortos pero muy intensos o, por otro, en hacer ese esfuerzo durante largo periodo de tiempo. Sería como la capacidad física y mental de una persona ante la fatiga o agotamiento producida por un movimiento muscular y su capacidad de recuperación.

Dentro de los test de resistencia más conocidos estaría la “course navette” (test de Leger) , el “test de Cooper” o la “Prueba de Burpee”.

En cuanto al concepto de fuerza sería la capacidad física que permite que se produzca el movimiento, ya sea estático o dinámico. Si levantamos un objeto ejercemos una fuerza estática, y si corremos, ejercemos una fuerza dinámica. El objetivo es el mismo, realizar un movimiento muscular, con un fin concreto. Para medir y determinar la fuerza generada se utilizan distintos aparatos, como dinamómetros isométricos y tensiómetros.

Es importante saber que la fuerza y la rapidez con que ejecuta están relacionadas inversamente. A mayor resistencia, hay que aplicar más fuerza, y en contraposición la velocidad de la ejecución es más lenta.

En relación a los test de velocidad, éstos determinan la capacidad de aceleración y la velocidad máxima alcanzada, relacionándola con la resistencia y la fuerza generada. Hay muchos test de este tipo como el “trote continuo”, el “fartlek”, el “test kilométrico” o el de “Balke”.

Bien, como podemos apreciar estos test determinan el estado físico del atleta y las aptitudes que posee para un deporte u otro. Los entrenadores deportivos son los encargados de evaluar los datos, programando los entrenamientos en función de los datos obtenidos.

 

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *