Share Button

Por supuesto, a todos los amantes del senderismo y del running les encanta recorrer caminos y senderos en plena naturaleza. Desde hace años se están recuperando vetustas rutas por las que antaño discurrían trenes locales o mineros, hoy en desuso. Son las llamadas Vías Verdes.

Pero, ¿Qué son las Vías Verdes?

En realidad, son caminos recuperados por donde circulaban antiguas vías férreas. En su mayoría están abandonadas, escondidas y tragadas por la vegetación.

Sin embargo, se están recuperando algunas para uso del ciudadano amante de la naturaleza y del trekking.

Como resultado de esa recuperación, es frecuente ver senderistas, montañeros, corredores, ciclistas y jinetes por esos fantásticos caminos.

De hecho, desde 1993, la fundación de Ferrocarriles Españoles, esta acondicionando muchas de las antiguas rutas de tren hoy abandonadas.

Cómo son esas rutas.

Realmente, en nuestro país hay muchos de esos lugares. Están libres de coches, se han acondicionado con vallas en las zonas peligrosas, e instalado bancos junto a las fuentes. Incluso hay antiguas estaciones reconvertidas en bares, restaurantes y garitas de información turística.

Afortunadamente Cataluña, es en gran parte, un país montañoso. Hay muchas “vías verdes” y caminos naturales que, en muchas ocasiones, siguen cursos fluviales.

De hecho, hay rutas de todo tipo, desde largo recorrido a otras que se pueden finalizar fácilmente en pocas horas.

Pero lo fundamental en todas ellas es la exuberante vegetación y la tranquilidad que emana del ambiente. Ese es su mayor atractivo.

Algunos ejemplos

Sin duda, rutas como el “camino natural del agua”, en la comarca del Alta Ribagorza, o el “camino de Montfalcó al Congost”, no son precisamente fáciles.

Sin embargo hay muchas otras, fáciles, muy familiares y que vale la pena conocer. Entre ellas destacare el camino que se abre junto al rio Manol, o el de la desembocadura del Ter, en el Ampurdán. La vía verde del Llobregat, el anillo verde que rodea la ciudad de Vic, o recorrer la Vall Fosca en el Pallars Jussa. 

Para resumir

Por un lado veremos la ruta verde del Carrilet, que va de Gerona a Olot. O la vía verde de Terra Alta, en Tarragona.

Por otro desenterraré los secretos de la vía de San Nicolás, en el Bergadá, que se utilizaba para transportar madera, y que hoy en día es muy apropiada para ir con niños.

En resumen, muchísimas rutas fantásticas y maravillosas dispersas por todo el territorio catalán. Poco a poco iré desgranando sus secretos y peculiaridades.

Espero que os guste la idea, y si quereis saber más podeis mirar el libro “Guía de Vías Verdes”. Os dejo aqui un enlace

“Guía de Vías Verdes”

.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *